Eva y el camarero que no estaba cansado.


Dedicado al malabarista Otto, y no otro!

Era el Fin de Ano 1.996. Estábamos en un pueblecito de la frontera austriaco-alemana, en un hotel muy grande de Jungholz. Yo y mi pareja Otto Dacapo, habíamos sido contratados esa noche para actuar. Pasó ya todo el follón y era ya muy tarde, tan tarde para que habíamos actuado a las 12 de la noche, recogido los materiales, cambiado de ropa y en un comedor sin apenas ya gente, tomábamos Otto y yo con alguién más alguna bebida y refrigerio. Tranquilamente estábamos, cuando aparece frente a mis ojos un joven camarero que más rápido que posible iba recogiendo las mesas. Yo, con todo mi cansancio encima y queriendole preguntar si no estaba cansado a esas horas, le digo yo en alemán: "Bist du blude?" Al instante se gira y me mira el camarero atónito y todos los presentes que empiezan a reir mirándome que yo también me puse a reir, claro. Tan claro como que me equivoqué de palabra, y en vez de decir "müde", le dije "blude" que significa, !!!tonto y no cansado!!!

Referencias

    No hay referencias

Comentarios

Mostrar comentarios como (Plano | Hilos)

    No hay comentarios

Añadir comentario


Encerrando entre asteriscos convierte el texto en negrita (*palabra*), el subrayado es hecho así: _palabra_.
Direcciones e-mail no serán mostradas y sólo serán utilizadas para notificaciones a través de esa vía
To leave a comment you must approve it via e-mail, which will be sent to your address after submission.

Para prevenir un ataque spam en los comentarios por parte de bots, por favor ingresa la cadena que ves en la imagen mostrada más abajo en la apropiada caja de texto. Tu comentario será aceptado sólo si ambas cadenas son iguales. Por favor, asegúrate que tu navegador soporta y acepta cookies, o tu comentario no podrá ser verificado correctamente.
CAPTCHA